Consejos para tener una cocina que permita la convivencia

La cocina hasta ahora había sido un espacio de trabajo poco elegante y que no nos solía gustar enseñar al mostrar nuestra casa, por lo general son espacios más pequeños de lo que nos gustaría y demasiados enseres que esconder, al final se termina con una encimera un poco caótica llena de pequeños elementos que nunca están los suficientemente ordenados para querer enseñarlos.

Para lograr tener una cocina que permita la convivencia, es importante tener en cuenta los siguientes consejos:

Las últimas tendencias abogan por crear espacios donde se aúnan la zona de preparación de alimentos, haciéndolos más confortables, y las zonas de convivencia, por ello las islas se convierten en espacios imprescindibles. La zona de office también se convierte en un elemento integrador y si no se tiene suficiente espacio se puede crear una barra que sirva tanto como superficie de trabajo, como zona para comidas rápidas (desayuno, picoteo…), en el extremo es conveniente instalar un mueble donde almacenar los pequeños electrodomésticos.

41376857_m

A la hora de distribuir una cocina es importante mantener alejados la zona de agua de la de fuego y que quede entre ambas una zona cómoda de trabajo para la preparación de alimentos.

El frigorífico debe estar situado próximo a la zona de comedor, y cerca de la zona de trabajo, también debe haber siempre un espacio de encimera libre cercano para poder manipular lo que se extrae. Es muy incómodo tener otras personas cruzándose en la cocina para coger cosas que necesitan del frigorífico.

Hoy en día, cualquier cocina cuida tanto sus equipamientos interiores como los acabados exteriores, estudiando los espacios al milímetro, contamos con numerosos métodos para compartimentar mediante cajones, bandejas, cestas, sin olvidar los separadores y pivotes, que evitan el desplazamiento de los objetos al abrir y cerrar los cajones. No olvides cuando compres una cocina cuidar estos detalles, porque te salvarán del caos y tendrás todos los rincones aprovechados.

38199435_m

Referente a las encimeras, deben aunar la alta resistencia al uso diario con un sencillo mantenimiento. Existen multitud de materiales y presentaciones en el mercado para elegir la que más se adapte a tu mobiliario. Si optas por estratificados y alistonados son los más económicos y sencillos de mantener. Las encimeras de maderas, el haya y las tropicales son las más resistentes, pero necesitan un tratamiento para impermeabilizarlas, se debe tener cuidado con el calor y los golpes. El acero es el material más higiénico, pero necesita someterse a un cepillado para disimular los efectos del roce. El granito (el más resistente) y mármol son los más empleados hasta ahora, estas piedras naturales se ven reemplazadas por materiales nuevos como el micromarmol (relación calidad/precio excelente), otros compactos o sintéticos combinan cuarzo natural, resinas polímeras y cristal (muchos colores y muy resistentes al desgaste, son los más utilizados actualmente) y por último han emergido unos materiales nuevos sintéticos que unen unas bases naturales con polímeros acrílicos y dan una apariencia sólida y continua, muy parecida a la del plástico duro. (Con este material se puede moldear las superficies, evitando las juntas).

Inadecuado material en lugar inapropiado

Hace unos días, en uno de los núcleos húmedos de una conocida clínica sevillana, pudimos fotografiar el comportamiento de un tapajuntas de DM. Como algunos sabréis, las siglas DM se refieren a la DENSIDAD MEDIA que alcanza un aglomerado elaborado con fibras de madera y resinas sintéticas mediante la aplicación de alta presión y calor en seco.

La utilización de este material en este tipo de ambientes húmedos está contraindicada. En este caso, además, tampoco había sido hidrofugado o, lo que es lo mismo, tratado contra la humedad o contacto con el agua.

mat1

Zona superior del tapajuntas

mat2

Zona inferior de tapajuntas

 

 

 

 

 

 

 

 

mat4mat3

 

 

 

 

 

 

En las imágenes se observa el deterioro ocasionado por el agua en contacto con este material.

Las densidades aproximadas que alcanza el DM estándar según su espesor, son:

  • de 2,5 a 3 mm 800 kg/m³
  • de 7 a 9 mm 770 kg/m³
  • de 10 a 16 mm 760 kg/m³
  • de 22 a 25 mm 750 kg/m³
  • de 28 a 32 mm 740 kg/m³
  • de 35 a 38 mm 730 kg/m³
  • de 38 a 40 mm 720 kg/ m³

¿Has visto o experimentado en alguna ocasión el deterioro de un material por ser inadecuado o colocarse en un lugar inapropiado? Cuéntanos tu caso y te asesoraremos.

Rehabilitación de una vivienda en el centro urbano

En un primer momento, la clienta planteaba serias dudas sobre la compra, al tratarse de una vivienda sobre un solar muy estrecho (4 mts) y muy alargado (35 mts). Pensaba que las posibilidades eran pocas y la distribución sería todo pasillo y con poca luz.

El proyecto, realizado por el arquitecto Enrique Campo Urbay en colaboración con la decoradora Carmina Pacheco Soto y ejecutado por el técnico Francisco Pineda (los dos últimos forman parte del equipo Dogares), la transformó en una vivienda de espacios amplios y diáfanos, sin pasillos, llena de luz y muy confortable. Respondiendo así totalmente a las necesidades y estilo de su propietaria.

P1030062 P1030055

La vivienda consta de dos plantas, la planta baja para zonas comunes y un dormitorio con baño. En la planta alta encontramos dos dormitorios con vestidor y baño cada uno y una zona amplia de trabajo. El aprovechamiento de la doble altura en el salón, la zona de estudio y el patio interior hace que todos queden integrados en un mismo espacio, separados por un gran cerramiento de cristal, en doble planta, que se abre o cierra según las necesidades, aprovechando al máximo la luz solar.

EL DORMITORIO PRINCIPAL

Al dormitorio principal se accede mediante una pasarela en zona de patio, forrada en parquet al igual que toda la planta alta de la vivienda. De esta forma, se transforma casi en una pieza independiente de la casa que garantiza el descanso y la intimidad de los propietarios.

En este dormitorio se quiso separar, mediante grandes puertas correderas, lo que era zona de descanso de la zona de vestidor y baño.

P1030072 P1030073 P1030085

El vestidor y el baño están unificados, sin llegar a mezclarse gracia al uso de distintos colores, texturas y materiales.

P1030076 P1030086

ZONA DE ESTUDIO

En el estudio se utilizó toda la parte de pasarela para colocar una librería y así aprovechar ese espacio como almacenamiento de libros y romper la impresión de pasillo. En el centro zona de trabajo de cristal y aluminio, para continuar con la línea de transparencia y espacios abiertos que mantiene toda la vivienda.

P1030067 P1030089

LA COCINA

Muy funcional, la pared del fondo se aprovechó hasta la altura de techo con módulos para almacenaje, en blanco. Mientras que en los muebles se optó por el marrón chocolate, con encimera en silestone blanco. El centro de atención de la cocina es la gran campana cilíndrica en acero inoxidable, en la zona de calor, que separa también la zona office.

P1030049 P1030047

EL VESTÍBULO

En el acceso a la escalera, donde la planta se estrechaba, se colocó un gran espejo, para doblar el espacio visualmente.

P1030054 P1030052

EL SALÓN

El salón-comedor ocupa toda la zona central de la planta baja, es una zona muy abierta y diáfana al resto de la vivienda, desde donde se puede visualizar todo el espacio en su conjunto. Se quiso romper la neutralidad de colores que se mantiene en toda la vivienda, con el color rojo del tapizado del sofá chaise long que lo hace centro de atención y le proporciona un toque más cálido a la zona, frente al modulo realizado en pladur, donde se ubica la chimenea y los aparatos audiovisuales.

EL PATIO

La apertura de este patio en el interior proporciona luz, mejora la ventilación necesaria y favorece la regulación de la temperatura. Al mismo tiempo, se transforma en una estancia confortable que añade elementos naturales, como las plantas y el agua, de los que disfrutar en momentos de relax.

P1030061

La fórmula de separación elegida, grandes correderas de cristal que desaparecen encastradas en un hueco, permite disponer de este espacio para incrementar el salón.

Beneficios de cada color para tu hogar

Cada color proporciona distintas características a la vivienda y nos ayuda a conseguir los distintos ambientes, transmitiendo distintas sensaciones dependiendo del color que seleccionemos.

BLANCOS LUMINOSOS: Es el color más limpio y puro, y el más utilizado, ya que nos aporta mucha claridad, multiplicando la luz y ampliando los espacios. Además combina con todo tipo de muebles y estilos, y a su vez armoniza con todos los colores, que contrarrestan a su vez la pureza y sencillez del blanco. Es un color que favorece al descanso y da sensación de frescor.

LOS BEIGES Y CREMAS: Son colores neutros, suelen proporcionar las mismas características que los blancos pero dan más calidez y serenidad, crean atmósferas naturales a los ambientes y son muy fáciles de combinar. Son colores elegantes, sirven de unión entre tonalidades fuertes y son serenos con los fríos.

Alonso-Carrillo_06

LOS AMARILLOS: Inundan la vivienda de luz y vida, crea atmósferas acogedoras y envolventes, perfecto para espacios grandes y pequeños, es el aliado indiscutible de la madera, con las claras logra un efecto armónico y potencia la belleza de las oscuras. Si se combina con colores neutros, verdes o blancos crea ambientes armónicos, sin embargo con los rojos y azules produce un efecto muy enérgico y atrevido.

NARANJAS y ROJOS: Dan carácter, optimismo, alegría y llenan de vida y confort cualquier estancia. Son muy cálidos en todas sus tonalidades creando atmosferas muy acogedoras, van muy bien en ambientes rústicos. Realza las texturas y belleza de la madera, las fibras naturales y las piezas de cuero. Si se usa como complemento en estancias pintadas en neutro, conviene dosificar y repartir los detalles en este color.

ROSAS Y MALVAS: Las paredes de estos tonos resultan muy agradecidas, realzan tanto el mobiliario como los complementos. Encajan además con todos los estilos decorativos, y son muy relajantes a la vista. Los rosa pálidos son perfectos para espacios grandes, ya que en espacios pequeños se pierde bajo el dominio de otro color, armonizan con la paleta de colores fríos (verdes claros, azules violáceos y grises son sus mejores aliados). Los tonos más intensos agradecen la presencia de techos o molduras en blanco o crudo, así como una decoración poco recargada, estos combinan muy bien con paletas cálidas: beiges, camels…

AZULES: Al tratarse de colores fríos, los azules alejan visualmente las paredes y ayudan a ampliar el espacio, creando mayor sensación de profundidad en cualquier estancia, poseen un efecto muy relajante, lo que lo hace muy indicado para dormitorios, bibliotecas y zonas de estudio. Sea cual sea su tono, son un buen marco para resaltar muebles de maderas naturales claras, como el pino o el haya. Y armonizan estupendamente con piezas lacadas en blanco o decapadas. En espacios grandes el azul oscuro es un buen recurso para destacar una pared única o un elemento arquitectónico, por ejemplo, la pared donde va el cabecero, contrastándolo después con muebles claros y telas en beige, y tonos suaves.

GRISES: Desde los suaves tonos en piedra hasta los tonos más azulados, son colores muy versátiles y fáciles de combinar. Aplicados en las paredes, destacan el mobiliario y la decoración, resultan muy sufridos y ofrecen distintos matices según el tipo de luz. Los tonos piedras son ideales para pasillos y recibidores, absorben la luz y la difuminan por toda la estancia. Si los combinamos con tonos claros y blancos dan un resultado muy luminoso y si los grises son tonos oscuros debemos matizarlos con tonos fríos de su misma paleta o bien crear un contraste con colores atrevidos (naranjas, rojos, morados…). Ideal para toda la casa.

VERDES: Cualquier estancia pintada de verde respira una agradable atmósfera de frescor y vitalidad, ya que se trata de un color asociado a la naturaleza. En sus tonalidades más claras resulta muy relajante y transmite sensación de limpieza. Perfecto para decorar el salón comedor, el baño o el office por su poder relajante. Al tratarse de un color frío y cálido a la vez (pues nace de la mezcla del amarillo con el azul), puede combinarse sin miedo con todos los colores desde el blanco al rojo.

P10300412