Cómo diseñar un jardín con macetas

Antes de diseñar un pequeño jardín en tu terraza, hay que conocer aspectos como el tamaño, la forma y los materiales de los recipientes, y conocer el modo adecuado de plantación.

Está muy generalizado usar cualquier recipiente para contener las plantas, como latas de conservas, cubos de plásticos, antiguas tinajas… y en el mercado también encontramos infinidad de modelos. Pero al elegirlos hay que tener en cuenta el peso del recipiente, la distinta porosidad al agua (la terracota, la cerámica y los de fibrocemento son los más porosos y sensibles a las heladas, los de madera tienen el problema de la durabilidad, los de piedra son muy pesados y apropiados para zonas expuestas al viento y los de plástico son los más ligeros y prácticos, retienen más la humedad) y por supuesto el estilo que queramos darle al jardín o terraza.

9352288_m

En cuanto al tamaño y la forma, hay que elegir los más adecuados. Las plantas requieren una profundidad al menos de 20-30 cm para desarrollarse bien, y para arbustos o arbolillos se necesita escoger recipientes mayores de 50-70 cm de profundidad. Por supuesto, el tamaño y la forma deben ir en proporción al lugar donde se vaya colocar y al desarrollo de la planta. Y hay que decir que no todas las plantas son adecuadas para macetas, pues si sus raíces crecen rápidamente y requieren mucho espacio, terminaran muriendo. Para comprobar esta limitación hay que conocer su sistema radicular y compararlo con el aéreo, estos deben de estar más o menos equilibrado.

Según el tipo de planta y necesidades de sustrato, habrá que proporcionarle un tipo de mezcla, una válida universal está compuesta de una parte de mantillo, dos partes de tierra de jardín, media parte de arena de río, media de turba enriquecida y un puñado de abono de liberación lenta. Y es imprescindible que el recipiente tenga un agujero en el fondo para drenar. Una vez preparado el recipiente se efectúa la plantación, tapando bien las raíces. Siempre una vez terminado el trasplante, se riega abundantemente para que esa mezcla de tierra que hemos preparado se empapen bien y se asienten las raíces de la planta.

Con las macetas podemos crear un jardín en espacios pequeños, y podemos cambiarlas de posición cuando lo deseemos, darle mayor o menor protagonismo cuando se encuentren en su mayor momento de floración, o reservarlas en invierno del frío.

41226280_m

La forma en que las coloquemos también puede variar en función de lo que queramos resaltar, por ejemplo un par de macetas pueden enmarcar una entrada, o una sola maceta hará que enfoquemos la vista a un punto determinado. Se pueden situar en grupos de distintos tamaños, materiales o colores, las escaleras harán que destaquen las macetas con facilidad debido a la situación elevada, pero siempre debe de existir algún punto que unifique la forma de colocarlas.

1b2367c

 

 

 

Carmina Pacheco

Decoradora de interiores en Dogares

 

0 comentarios

Escribe tu comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *